Spinología, desde 1981

Bienvenid@s al mundo de la spinología, una forma de vida y una profesión especial

Spinologia - In touch va a ser la nueva vía de conexión entre todos los que tienen algún tipo de relación con la spinología. Spinologistas, usuarios de spinología, amigos, familiares y toda aquella persona que desee acercarse a conocer los detalles de esta filosofía de vida y profesión especiales.

Este blog está enlazado a www.spinologia.com


domingo, 12 de junio de 2011

Ejercer la spinología

¡Cuantas veces hemos oído en nuestros centros de spinología la frase: "A mi esto ya me lo han hecho"! Es una afirmación que incluso se oye después de una primera visita completa en la que ha habido una orientación sobre spinología y una sesión de ajuste vertebral.



Es normal, por las lagunas de información de los usuarios, que estos tiendan a comparar la spinología (solo la aplicación de la técnica), con otras experiencias previas con otros profesionales o amateurs que les hayan "tocado" la columna.

¡Cuantas veces he oído de algún profesional o amateur la frase:"yo también hago spinología"!

Obviamente, también refiriéndose a la técnica solo.

Son dos cuestiones importantes y que necesitan aclaración inmediata.


1- El ejercicio de la spinología lleva implícito ante todo, la filosofía de la profesión. Solo los spinologistas y algún quiropráctico que otro tienen esta manera de entender la vida, la cual por cierto, es la auténtica, la que la naturaleza ha diseñado en nosotros. El organismo muestra, con sus manifestaciones vitales, una sabiduría innata e inherente en cada uno de nosotros. Este esfuerzo permanente por mantener el vigor y el equilibrio natural de funcionamiento del cuerpo es el que predispone a los músculos profundos de la espina dorsal a "trabajar" para corregir cualquier desajuste vertebral. El spinologista, al localizarlos y con el conocimiento adquirido de anatomía,fisiología y dinámica espinal, deduce de la intención del cuerpo y aplica entonces un empuje suave y medido que suele ser el catalizador del ajuste vertebral. Y digo catalizador porque solo interviene o contribuye parcialmente, ya que la verdadera posición y dinámica natural de cada vértebra solo la conoce el propio organismo.

Esto es la filosofía aplicada a la técnica.




No se puede extraer ningún componente de la ecuación del ejercicio de la spinología. La filosofía es la que marca el territorio; la técnica va siempre en sincronía con la filosofía; las comunicaciones van ligadas a la filosofía; los conocimientos específicos del cuerpo humano (materia innata, en el programa de estudios) son los que necesitamos para poner en práctica la técnica con seguridad y conocimiento de causa; nuestro marketing, la forma de promocionarnos en la sociedad también tiene que tener su tinte filosófico dentro del mensaje atractivo para la gente; incluso la gestión del centro de spinología está enlazada a la filosofía al ofrecer las cuotas familiares de medio y largo plazo y al impartir las charlas mensuales de refuerzo como base de la educación de los usuarios.

Nada por sí mismo es spinología, pero todo junto sí.


Así que cuando nos digan las famosas frases del inicio del escrito hay alguna cosa que contestar o rectificar. Por ejemplo preguntemos "Sí, ¿y a que spinologista ibas? ¿Dónde ibas?

Si la respuesta viene acompañada de un nombre que no conoces, evidentemente esa persona no es spinologista y "esto no se lo han hecho antes".

Si estás con el profesional (no spinologista, claro) que dice que "también hace spinología" las herramientas de contestación las tienes en el párrafo anterior.


"Hacer la spinología" es tener clara una filosofía vitalista que te separa en todo de la terapéutica y compartirla a todas horas ; es haber comprehendido, a través de bastantes horas de clase y estudio, como funciona el organismo y en especial el sistema nervioso y la columna humana; es controlar una técnica depurada y exclusiva nuestra y saber aplicarla con seguridad; es compartir, comunicándonos con la gente, todo aquello que sabemos que puede hacer que muchas vidas cambien a mejor; es trabajar con gente y no solo con "gente no sana", especial mención las familias y los niños; es tener cuotas accesibles pero valoradas; es vivir la spinología. en definitiva. Y eso solo lo hacemos los spinologistas.


Enrique Borredá

Director de la Escuela Europea de Spinología
















































No hay comentarios:

Publicar un comentario